CONOCE LOS 4 “JINETES DEL APOCALIPSIS” QUE TIRANIZAN TU RELACIÓN DE PAREJA

CONOCE LOS 4 “JINETES DEL APOCALIPSIS” QUE TIRANIZAN TU RELACIÓN DE PAREJA.

Son muchos autores los que han estudiado, trabajado e investigado sobre las causas, origen y características de los problemas de pareja. De entre ellos John Goodman, Psicólogo estadounidense, se dedicó junto con Silver (2004), en estudios de laboratorio a observar y estudiar parejas en lo que denominaba (Love Lab, “Laboratorio del amor”). De esos estudios estableció lo que el denominó Los Cuatro Jinetes del Apocalipsis, intentando explicar cuáles son las señales de comportamientos disfuncionales que se presentan en parejas que nos informan de sus dificultades, las cuales pueden llegar a rupturas definitivas.

Dentro de las discusiones continuas presentes en algunas relaciones de pareja, estableció varios tipos de comportamientos que, si se mantienen en el tiempo y se presentan de forma habitual, tiranizan la relación, anunciando y preparando el terreno para una ruptura cercana.

El primero de sus Cuatro Jinetes lo denominó, LAS CRÍTICAS. Diferenciando estas de las “quejas”, que se podrían definir como críticas más constructivas, con componentes de asertividad, que intentan solucionar partes de conflicto etc… Las críticas destructivas estarían caracterizadas y se visualizarían con comportamientos del tipo:

Hacer descalificaciones utilizando etiquetas hacia tu pareja “eres un/a egoísta” “eres un/a vago/a ahí tirado”

Emitir generalizaciones del tipo: “siempre me haces lo mismo”, “no te importo nada”

Utilización de un tono y palabras despectivas, culpando y atacando a la pareja en segunda persona: “tu es que siempre estás igual” “me tienes cansado/a”.

Como se puede entender, estos comportamientos no hacen más que dañar la relación de pareja, provocando resentimientos y emociones negativas que se alimentan continuamente y que no contribuye a que la relación mejore, sino todo lo contrario.

Un segundo Jinete fue denominado por el psicólogo como EL DESPRECIO, que se visualiza en interacciones donde el sarcasmo y el escepticismo están siempre presentes, así como los insultos. Se utiliza la ironía con el objetivo de dañar a la pareja. De estas actitudes se desprenden en la pareja más sentimientos y emociones negativas, como la frustración, sentimientos de ofensa y por supuesto las nefastas faltas de respeto.

Junto con un todo de voz alto y despectivo, tendríamos ejemplos como: “¿Cuántas veces tengo que repetírtelo…?” “Bien que te enteras cuando te interesa… “Te voy a tener que hacer un esquema para que lo comprendas… “pareces cortito/a…” ” “tengo que explicártelo mil veces porque no lo pillas…”

El tercer Jinete que estudio y observó fue LA ACTITUD DEFENSIVA. Mostrada en las parejas cuando una parte responde con una actitud defensiva ante una queja o crítica que se le ha hecho. El comportamiento mostrado aquí es el contraataque, responder a la defensiva sin asumir la responsabilidad de lo que se le está exponiendo. Sería algo así como, “me defiendo atacando de nuevo”. Un ejemplo para visualizar este tipo de comportamiento es:

Un miembro de la pareja le expone al otro: “Nunca me acompañas a ver a mis padres” y el otro responde, “tu tampoco me acompañas a sitios tampoco” o “nunca recoges en casa” a lo que el otro contraataca con “es que tu no me lo pides” y otro ejemplo sería “¿porqué no te pones en mi lugar?” y la respuesta del otro sería “tu tampoco lo haces conmigo”.

Como se podrá ver este tipo de comportamientos mostrado en los desencuentros no hace más que empeorar la relación de pareja, albergando más y más resentimiento de nuevo, etc… y no hace más que mantener las discusiones, no llegando a ningún entendimiento mutuo, ni a asumir ninguna parte de responsabilidad en los conflictos, necesaria para que la relación funcione sanamente.

El último Jinete lo denominó LA ACTITUD EVASIVA. Se observó que la dinámica de las parejas en este sentido se mostraba cuando una de las partes en conflicto necesita comunicar una queja o desacuerdo y es respondida por su pareja en forma de evasivas, indiferencia, alejamiento, evitando tanto la comunicación verbal como no verbal, actitudes como parecer mudo y no comunicar absolutamente nada. No mostrar interés ni escucha, con comportamientos de ignorar, respuestas escuetas, mostrando inexpresividad, como si el conflicto o la queja no fuera consigo.

En definitiva, es otra forma de evitar el conflicto distanciándose, ignorando los argumentos y la crítica de su pareja. Tampoco parece ser esta una buena estrategia de solución de conflictos. En definitiva, se suma a los desencuentros sentimientos de falta de consideración, herido o herida emocionalmente por no saberse escuchadas sus necesidades… El problema se acentuará si la parte no atendida insiste cada vez más enfadada en que se le atienda y al no obtener feedback, todo empeora considerablemente.

En los problemas y dificultades de pareja junto con estos cuatro comportamientos estudiados por Goodman, se suelen presentar otro conjunto de señales e indicadores que apuntan a una mala situación de pareja de los que hablaremos y ampliaremos en próximos artículos. Señales e indicadores serían: presencia continua de malos recuerdos del pasado, señal en algunos de los miembros de sentirse abrumado o sobrecargado, etc.., presencia de actitudes hostiles o incluso conductas agresivas, intentos de desagravio intentando dar la razón, ceder, etc.. con el objetivo de no discutir más… Todos ellos dañitos e inadecuados también dentro de las dinámicas maritales o de pareja.

“El amor tiene dos enemigos principales: la indiferencia que lo mata lentamente y la desilusión que lo elimina de una vez…” Walter Riso

Si te has identificado en alguno de estos comportamientos o de alguna forma los vives en tu relación se pareja, piensa que tomar conciencia es un primer paso para cambiarlos. Desde la psicología y desde la terapia de pareja se trabajan estas actitudes para que el clima y el bienestar en la pareja reaparezca. Puedes mejorar tu relación si lo deseas.

Te invito a compartir con quién lo desees y comentar lo que creas que pueda ayudar y aportar a los demás. Gracias!

Si te ha gustado este artículo y quieres ser el primero en recibir cada publicación nueva directamente en tu correo electrónico, Suscríbete al blog en la barra de la derecha!

Alicia Camacho, Psicóloga.

Santa Cruz de Tenerife

23 Comentarios. Dejar nuevo

  • Excelente ayuda

    Responder
  • Gracias!! Y mucha fuerza, me gustó me agrado, éxito!!

    Responder
  • Soul Roma
    04/27/2022 6:51 PM

    Doy gracias a Dios por encontrarme con este artículo, llevo 25 años con la misma persona, 11 de novios, 7 años casados y 7 ya de separados y leyendo esto se que nosotros eramos así, y aunado a que la separación se dio por todo esto aunado a la violencia física por parte de él yo consideré irme porque no encontraba solución.

    Responder
    • Hola Soul!

      Gracias por tu aportación y tu generosidad al exponerme aquí tu caso. Entiendo y comprendo lo que has podido vivir en una relación tan larga y con el sufrimiendo que comentas. Te FELICITO POR TU DECISIÓN. Todos nos merecemos una vida feliz y debemos tomar muchas veces decisiones difíciles pero que nos salban y hacen que nuestra salud mental y física mejore indudablemente. Felicidades de nuevo. Me hace muy feliz saber que lo que aquí escribí te ayuda ahora a verlo con más conciencia.

      Un abrazo fortísimo. Alicia Camacho.

      Responder
  • Interesante me ayudo mucho en mis clases y aplicarlo con las personas

    Responder
    • Hola Timoteo!

      Muchísimas gracias por tu comentario. Me alegro te gustara y hayas podido aplicarlo en tus clases. Ese es siempre mi objetivo, que lo que escribo pueda dar luz y conocimiento a quién pueda leerlo.

      Me encanta trabajar la Dependencia Emocional, el amor y las relaciones sanas! Se hace necesario hablar de estos temas.

      Gracias, Alicia Camacho.

      Responder
  • Muy buen artículo gracias

    Responder
  • Muy bien artículo, es de mucha ayuda, me hizo pensar en varias cosas de las cuales tenía duda. La claridad llegó a mi.

    Responder
  • 🌊 Mariana Vega
    12/11/2022 12:47 AM

    Tiene toda la razón, es mi vida , llevo 15 años en esto incluyendo el alcoholismo de el, debo ver por mi, nunca a querido ir a un terapeuta.

    Responder
    • Hola Mariana! muchas gracias por tu comentario tan sincero.
      La culpa no deberías atribuírtela a tí misma. La persona que tiene un problema del tipo que sea (como el alcoholismo) es la que debe reconocerlo, aceptarlo, tomar cociencia del mismo y pedir ayuda. También si la pide debe trabajar en su mejora. Es muy dificil que una persona cambie si no quiere hacerlo.
      Un abrazo, cuidate mucho.
      Alicia. 🌸

      Responder
  • Me ayudo mucho y gracias …..

    Responder
  • Sara maría Ester Tomé
    02/20/2023 1:56 PM

    Me parece igualmente muy oportuno todas estas lecturas ya que por desinformación no me fue nada bien en la vida. Aunque ya soy entrada en edad, siempre es bueno entender en qué se falló.

    Responder
  • Hola b cual es nombre del libro, quisiera leerlo

    Responder
    • Hola Yessica, gracias por tu comentario.

      Puedes hacer busqueda en google sobre el autor. Como tal en formato libro no tiene publicado uno pero sí te pongo aquí varios que quizás puedan interesarte. Un fuerte abrazo.
      LIBROS: Hombres que agreden a sus mujeres, con Neil Jacobsen, y Diez claves para transformar su matrimonio, también publicadas por Paidós.

      Alicia Camacho.

      Responder
  • Ruben james tandi
    01/04/2024 9:22 PM

    Exelente aporte felicitasiones

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú